fbpx

Racing tomó una ventaja de dos goles con gol de Lisandro pero Boca reaccionó en el tramo final muy agitado con goles de Wanchope y Villa.
El líder Racing Club y Boca Juniors jugaron esta noche un emocionante y caliente partido en el Cilindro de Avellaneda, e igualaron 2-2, en el marco de la octava fecha de la Superliga.

El local ganaba 2-0, por un doblete de Lisandro López, y estaba cerca de golear, pero en los últimos ocho minutos, Boca Juniors reaccionó y lo igualó por intermedio de Ramón Abila y el colombiano Sebastián Villa.

La expulsión de Matías Zaracho, tras el descuento de Abila, potenció a Boca y llenó de dudas a Racing, que no pudo hilvanar su séptimo triunfo consecutivo en el torneo y sacar más distancia en la punta.

Racing tuvo un comienzo furioso de partido y a los 6 minutos abrió el marcador con una estupenda corrida de Solari, quien dejó en la derecha sin efecto a Mas e Izquierdoz, tiró el centro atrás para el disparo de Zaracho y después de un rebote la conectó López para convertir el 1-0.

El local contó con buenos minutos siguientes, en los que perdió oportunidades y no aprovechó desacoples defensivos de Boca, sumados a la inseguridad del arquero Rossi.

A los 16, la Academia estuvo cerca con un cabezazo de Zaracho por arriba, y dos más tarde, casi anota Cristaldo, luego de una salida en falso del guardavalla Xeneize.

Lo de Boca fue pobre en cuanto a elaboración, con Gago contenido y Pavón dedicándose más a la protesta que al desequilibrio individual.

Cuando Herrera pitó el final de la etapa, Guillermo Barros Schelotto y sus jugadores rodearon al árbitro para protestarle los fallos, dejando en evidencia la impotencia por no conseguir el funcionamiento que tenía pensado.

En el complemento, Boca llegó a los 11, con una definición de Abila que salió cerca, y Racing luego contestó con un tiro de Cristaldo que tapó Rossi.

El local amplió en 20 minutos, en una gran jugada que tuvo pared y definición de López para el 2-0.

En un momento impensado, por la superioridad de Racing, Boca llegó al descuento en 37, con un acierto de Abila, tras rebote largo del arquero Arias. De inmediato, se fu expulsado Zaracho y se le complicó el cierre a los albicelestes.

Ahí se potenció Boca, que a los 42, encontró el empate con un bombazo del ingresado Villa y decorar un tenso clásico en Avellaneda.

Most Read