Albano Anconetani fue a cabecear y su equipo empató en la última jugada. Después, atajó dos penales en la definición y se retiró del fútbol a los 41 años. Video.

Con Albano Anconetani como héroe en el tiempo regular y también en los penales, Defensores de Belgrano regresó a la Primera B Nacional al vencer 4 a 2 a la UAI Urquiza en los tiros desde los doce pasos.

El arquero del “Dragón”, que se retiraba del fútbol, bajó una pelota en un córner sobre la hora y le permitió a Pablo Miranda igualar un encuentro que estaba casi perdido.

En la definición por penales, Anconetani tapó dos remates y fue clave para que Defensores regresara a la B Nacional luego de 13 años.

En el tiempo regular, el partido había terminado 1 a 1 con tantos de Federico Mazur para la UAI Urquiza, a los 17 del primer tiempo, y de Miranda, a los 47 del segundo, para Defensores.

La efectividad, la diferencia en la primera parte

En un partido que era parejo, más allá que el local tenía la iniciativa, la diferencia se dio en la única jugada clara que tuvo la visita.

Luego de recuperar un balón, la UAI Urquiza salió rápido y, con tres toques, una jugada que comenzó por izquierda terminó por la derecha, con la proyección y tiro desde afuera de Mazur, lo que significó la apertura del marcador.

A partir de ahí, el dominio territorial de Defensores se magnificó, más allá que recién sobre el final de la etapa se tradujo en oportunidades que pudieron haber significado la igualdad.

Sin embargo, Vazzoler no estuvo fino en ambas: en la primera, definió desde lejos pegado a un palo; en la segunda, luego de un centro de Aguirre, metió un taco que fue a las manos de Pietrobono.

Anconetani, un retiro de película

A los 41 años, el “Tano” le puso fin a una exitosa trayectoria en el Ascenso como para que un director pensara en convertirla en un film.

Luego de que su equipo tuviera chances para igualar pero fallara en la definición, el conjunto de Fabián Nardozza tuvo un córner en el segundo minuto adicionado.

Por orden del DT, el veterano arquero fue con mucha decisión al área, bajó el balón de cabeza y le dejó la pelota servida para que Miranda sólo tuviera que empujarla.

Cuando parecía que el ascenso se le escapaba de las manos, Defensores tuvo una segunda chance en los penales y Anconetani terminó de la mejor manera la película de su carrera: tapó los remates de Cozzoni y Suárez para que, por segunda vez en la historia, el “Dragón” ascienda a la categoría más importante del ascenso.

Fuente: NA