fbpx

Durante la final de la Liga de Campeones en Madrid, el 1 de junio, la modelo de 23 años invadió la cancha y corrió por el campo con un provocativo traje de baño.

Kinsey Wolanski, la modelo que se 'robó' la final de la Liga de Campeones al invadir la cancha y correr por el campo con un provocativo traje de baño negro, reveló junto con su novio, el 'youtuber' bromista Vitaly Zdorovetskiy, que estaban planeando una segunda gran acción de ese tipo en la Copa América, en Brasil, pero terminaron en la cárcel.

Wolanski compartió en Instagram Stories imágenes suyas y de Zdorovetskiy vestidos con el amarillo y verde de Brasil, y escribió: "Fallamos en la Copa América... publicaremos todos los detalles mañana; actualmente, en la cárcel". La siguiente publicación incluyó una variedad de alimentos y el mensaje: "¿Fuiste a la cárcel si no tuviste una comida de banquete después?".

Zdorovetskiy, por su parte, sugirió también que el truco les salió mal, al tuitear que fue atrapado por guardias de seguridad en la final de la Copa América 2019, jugada el domingo entre Brasil y Perú (3-1).

"Admito, Copa América, definitivamente ganaste, pero tuvimos una aventura increíble al intentarlo", comentó la joven, y relató que volaron a Brasil, se disfrazaron, llegaron a sus asientos, pero al final Zdorovetskiy fue abordado por una veintena de guardias de seguridad. "¡Nos encontramos fuera de la cárcel y ahora estamos disfrutando de nuestro tiempo en Brasil!", añadió.

Durante la final de la Liga de Campeones en Madrid, el 1 de junio, la modelo –de 23 años– corrió por el campo de juego y a los pocos segundos fue atrapada por personal de seguridad, pero fue suficiente para que acaparara los titulares de todo el mundo. Su número de seguidores en Instagram supera actualmente los tres millones, mientras que antes del partido no llegaba a los 300.000.