fbpx

Aparentemente, el uniformado no calculó correctamente la fuerza y la dirección del viento y la sustancia lacrimógena terminó afectando a los propios agentes.
 
Varios efectivos policiales búlgaros resultaron afectados por el gas pimienta lanzado por uno de sus propios compañeros mientras reprimían a un grupo de manifestantes opositores que este sábado intentaban llegar hasta la Asamblea Nacional de Bulgaria en Sofía, la capital del país, informa el canal Nova.
 
En las imágenes grabadas por un testigo se aprecia cómo uno de los uniformados pretende aplicar la sustancia lacrimógena contra los protestantes, pero no calcula correctamente la fuerza ni la dirección del viento y, como consecuencia, rocía a otros agentes en el rostro.
 
"Bulgaria es un país pacífico, por lo cual las protestas rara vez van más allá de unos empujones", de modo que "eso explica la falta de experiencia de la Policía con el gas pimienta", argumentó Jasper Neve, un vecino de Sofía y autor de la publicación.
 
 
 

Habita en las provincias de Chaco, Formosa y Corrientes. También puede vérselo, cada vez menos, en Paraguay, Perú, Bolivia y Brasil. Es que el aguará guazú está en peligro de extinción desde hace años. Poder estar frente a uno es casi casi un prodigio de la naturaleza.
 
Es por eso que en las últimas horas se viralizó un video que muestra una pareja de estos cándidos, los mayores de América del Sur bajo un interrogante: "Sin guglear, ¿de qué animal se trata?". La grabación fue hecha en un campo de Corrientes el último fin de semana, una de las provincias que está más familiarizadas con el aguará guazú.
 
 
El nombre, en lengua guaraní, significa "zorro grande" y su designación científica es Chrysocyon brachyurus. Es una de las tantas especies protegidas por The Convention on International Trade in Endangered Species of Wild Fauna and Flora (CITES), la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres.
 
Otras denominaciones son: borochi, lobo de crin, lobo de los esteros, lobo colorado y mbuaravachú. Es muy tranquilo resultando inofensivo tanto para el ganado como para el hombre. Sin embargo, la caza indiscriminada y la explotación de su hábitat por cultivos de arroz y caña de azúcar, sobre tdoo, han puesto en peligro de extinción al "zorro grande".
De acuerdo a los estudios científicos es catalogado como un animal solitario, tímido y desconfiado, que suele cazar por las noches. Esto último llamó la atención de quienes lo vieron en plena cosecha y pudieron grabarlo de día. Se alimenta de pequeños mamíferos y aves. Captura ranas, lagartos, víboras, cuises, armadillos e incluso insectos. También aves, sus huevos y distintos frutos y hasta raíces.
Algunas culturas lo han llegado a identificar con el mito del "lobizón", parte lobo, parte hombre. Esto también provocó que décadas pasadas el aguará guazú fuera perseguido y cazado de forma salvaje. Su aullido grave y profundo puede escucharse rara vez. Algunos supersticiosos creen que es un llamado a espíritus malignos o que predicen posibles catástrofes.
 
Fuente: Infobae

La Policía del aeropuerto moscovita de Domodedovo detuvo a un hombre completamente desnudo cuando intentaba embarcar en un avión rumbo a Crimea. Las imágenes de la escena que inundaron las redes sociales muestran al hombre esperando en la cola del control de documentos final actuando como si no pasara nada fuera de lo normal. Según afirmó un testigo, el hombre explicó que la ropa "hace peor la aerodinámica del cuerpo".

Los primeros intentos de adoptar al perro tras la muerte de su dueño fracasaron debido al fuerte carácter del animal y sus ganas de escaparse.

El personal, los pacientes y los visitantes del Hospital Pablo Soria, en la ciudad argentina de San Salvador de Jujuy, presenciaron esta semana una escena parecida a la que protagonizó el famoso Hachiko, el perro japonés que murió en 1935 en la estación de tren donde durante 10 años esperó el regreso de su amo fallecido. En el nosocomio jujeño murió hace algún tiempo el dueño de un labrador llamado Toto, y desde entonces este Hachiko del hemisferio sur le espera a las puertas del hospital, ignorando que nunca más verá a su amo.